Sábado 15 diciembre 2018

Sábado 15 diciembre 2018

Logo Revista Espacios

Ventajas de vivir en una construcción vertical

Desarrollos toman fuerza en la ciudad

Autor: Redacción La República | Publicación: Jueves 06 diciembre, 2018

Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República


Amenidad y ubicación privilegiada, en el centro de la ciudad, son parte de las ventajas que representa vivir en construcciones verticales.

Estos desarrollos toman cada vez más aceptación entre la población, sobre todo para jóvenes profesionales y parejas sin hijos, por la conveniencia de estar cerca del trabajo y de servicios básicos.

Asimismo, porque los proyectos bajo esta categoría contemplan múltiples facilidades no solo en cuanto a la comodidad de sus habitantes sino también por comunidad, tal es el caso de piscinas, espacios de coworking y áreas verdes, así como servicios premium, tal es el caso del “concierge”.

“Actualmente, se están tomando en cuenta factores como la ubicación, las condiciones de seguridad y la posibilidad de acceder a una mejor calidad de vida; además del acceso a diversidad de ambientes y amenidades como áreas de juegos infantiles, espacios para hacer ejercicio, sitios para trabajar y lugares para reuniones familiares, que contribuyan a generar un impacto positivo en la vida de sus residentes”, dijo Vanessa Santana, gerente técnica del desarrollo inmobiliario ICONNIA.

Otras de las ventajas de las torres son las vistas privilegiadas, seguridad y conceptos de sostenibilidad.

En este último aspecto influyen el diseño, los materiales y sistemas de ahorro de recursos como agua y energía.

Representan valor para los compradores e influyen en el mantenimiento del inmueble, y se garantizan bajo certificaciones de organizaciones.

Por ejemplo, el proyecto TriBca, que constará de 20 pisos y estará listo en mayo de 2019, se convirtió en el primer desarrollo residencial en Costa Rica en obtener la certificación LEED Silver.

A raíz del pico de crecimiento que experimentaron estos desarrollos en 2016, tendencia que se mantuvo el año pasado, principalmente con la edificación de torres de entre diez y 14 pisos, la variedad alcanza para todo tipo de público.

Van desde apartamentos inteligentes, lujosos hasta otros con conceptos urbanos para jóvenes.

Y es que “vivir en las alturas” resultará cada vez más común pues estos desarrollos son privilegiados por los desarrolladores de ciudad, ya que el costo de la tierra obliga a más pisos para que la obra resulte rentable.

En los próximos días iniciarán construcción alrededor de ocho proyectos verticales, en distintos cantones de San José, según el analista inmobiliario Colliers International. 

¿Por qué vivir en torres?

La apuesta por las alturas toma fuerza debido a varios factores.  

Notas Anteriores