Domingo 19 agosto 2018

Domingo 19 agosto 2018

Logo Revista Espacios

Más seguros ante ciclones

Publicación: Martes 07 mayo, 2013


Expertos estadounidenses desarrollaron y mejoraron los sistemas de protección en hogares y comercios, para reducir los daños causados por los vientos huracanados y las inundaciones.

El Insurance Institute for Business & Home Safety (IBHS), con sede en Carolina del Sur, hizo pruebas con estructuras a gran escala para "simular de forma real las condiciones del tiempo" más adversas, como huracanes o incendios, explicó su gerente general, Julie Rochman.

Dos de las recomendaciones de los expertos de este instituto vinculado a compañías de seguros de cara al comienzo de la temporada de huracanes en el Atlántico, el 1 de junio, son instalar "contraventanas especiales" y hacer que las "puertas abran hacia afuera y no hacia adentro".

Una primera conclusión de las pruebas realizadas en el IBHS es que, tras medir el impacto destructor de un ciclón con vientos de 155 k/h, una "vivienda construida con materiales estándares quedó destruida segundos después de que saltara la puerta principal", mientras que otra construida con materiales reforzados del IBHS aguantó mejor, aunque finalmente se desplomó.

Es decir, que una vivienda de construcción convencional sufrió un daño cinco veces superior al de una casa construida con los estándares de IBHS Fortified for Saver Living. Sin embargo, los costos de la segunda apenas suponen un 3% más que los de la primera, explicó el centro.

Otro experimento realizado por esta compañía demostró que otra medida simple y efectiva para reducir el impacto de los ciclones es "sellar los tejados y paredes" con materiales adecuados y proteger con masilla el cuadro eléctrico de la casa, el calentador, los cables de televisión y hasta líneas telefónicas que no estén en buen estado.

También destacan la importancia de contar con una puerta de emergencia siempre disponible y asegurarse de que la puerta del garaje sea a prueba de vientos huracanados.

Antes de la llegada de un huracán, finalmente, se debe retirar del jardín o patio todos los objetos que puedan volar, hacer acopio de alimentos, agua, medicinas y resguardar los documentos importantes, por si hay que abandonar de forma urgente la vivienda.

"De permanecer en casa (durante el paso del huracán) mantenga todas las ventanas y puertas cerradas, permanezca lejos de ellas", aconsejaron los investigadores del IBHS. Además, advirtieron del riesgo que entraña el uso de generadores, en el caso de que la vivienda se haya quedado sin fluido eléctrico tras el paso de un huracán.

"Uno de los mayores riesgos para la vida humana es la exposición al monóxido de carbono que producen los generadores", por lo que es vital "estar familiarizado con su uso y riesgos".

IBHS, que ha realizado en los últimos años pruebas de investigación y estudio de seguridad y protección ante huracanes a gran escala, advirtió de que se espera una temporada activa para este año y que un sólo huracán, como fue el caso de "Sandy" en 2012, puede resultar devastador. EFE 

Notas Anteriores


Infraestructura: reto de A. Latina

Lunes 06 mayo, 2013
El desarrollo de una infraestructura que acompañe el crecimiento y la prudencia en materia fiscal, son los dos principales retos de Am&eacut...