Martes 25 junio 2019

Martes 25 junio 2019

Logo Revista Espacios

Crece participación de viviendas de alto perfil

Publicación: Jueves 28 enero, 2016


  • Aumentó en un 15% la cantidad de casas que pagan el impuesto a residencias de lujo
Soledad Montero
[email protected]

La tenencia de viviendas que superen un valor fiscal de ¢126 millones se acentúa en el país, al tomar en cuenta la cantidad de propiedades que deben pagar el impuesto a las casas de lujo.

La tendencia a construir este segmento de edificaciones, no solo se da en zonas exclusivas del Área Metropolitana, sino también en las costas, tanto por parte de nacionales como de personas extranjeras que adquieren viviendas para vacacionar o residir permanentemente.

Curridabat, Santa Ana, Escazú, en San José; Belén en Heredia; Santa Cruz, Liberia y Carrillo, en Guanacaste, y por último Garabito en Puntarenas, son las zonas con mayor concentración de estas propiedades, de acuerdo con la Dirección General de Tributación.

“En nuestro país existe gran cantidad de casas de lujo o alto valor e, indudablemente, este negocio está relacionado con la seguridad y con el estado de la economía del país, en general. Costa Rica, pese a la situación mundial, todavía es un oasis de seguridad”, según Andrés Zamora, expresidente de la Cámara de Corredores de Bienes Raíces.

Diseño. En muchos casos, las viviendas son elaboradas con acabados y diseños exclusivos que apuestan a lo elegante.
Esto trata de cómo un arquitecto puede combinar los materiales oportunos y hacer una ejecución adecuada de la obra, saber escoger y lograr el balance de la edificación y sus materiales, como los metales, las piedras y las maderas, comentó el arquitecto Jaime Rouillon.

A tomar en cuenta

• El Impuesto a las Casas de Lujo para propiedades con valor fiscal mayor a ¢126 millones toma como referencia el valor de la construcción principal y el del terreno.
• Al valor total de la casa se debe incluir el valor de las “extras”; es decir, si la casa está en un condominio con áreas comunes como ranchos, piscina, muros o canchas deportivas, debe sumársele el valor de esas instalaciones.
• El propietario debe actualizar del valor de cada propiedad cada tres años y hacer la declaración y el pago del Impuesto Solidario una vez al año.

Fuente: Mauricio Rivera, vicepresidente del Colegio de Contadores Púbicos


 

 

 

 

 

Notas Anteriores